CASTELLÓN DE LA PLANA

(CASTELLÓ)
PRIMERA PARTE
(Última actualización: 05-11-2019)
Esta 1ª Parte es una guía multimedia para conocer sus orígenes, sus símbolos, sus tradiciones, sus Bienes de Interés cultural (BIC) y Monumentos considerados Patrimonio Nacional. En esta página se da una descripción general de cada uno  y se enlaza con subpáginas con una descripción más detallada.
 
 
SITUACIÓN DE CASTELLÓN
Castellón de la Plana está situada en la comarca de la Plana Alta de la Comunidad Valenciana al Este de la Península Ibérica. El término municipal ocupa una extensión de 107,50 km2 en un terreno llano rodeado por varias sierras por el interior y por 10 Km de costa del mar Mediterráneo al Este.

 

En 2018 tenía una población de 170.888 habitantes distribuidos en dos núcleos urbanos: el Principal y el Grao. El área metropolitana poseía una población de unos 300.000 habitantes.

 

La plaza mayor está a unos 6 Km del mar y se encuentra a una altura de 30,1 m. sobre el nivel medio del mar mediterráneo en Alicante.

 

Sus coordenadas son:

 

En sexagesimal: 39º 58’ 12” N , 0º 3’ 0” W

 

En decimal: 39,97º , -0,05º

En su término municipal, confluyen el paralelo 40° y el meridiano 0° de Greenwich.

 
Bandera
Escudo
ORÍGENES DE CASTELLÓN
 

En diferentes puntos del término municipal de Castellón, han aparecido  vestigios de antiguas civilizaciones.

En el Desierto de las Palmas próximo al cerro de la Magdalena, se han encontrado piezas talladas del periodo calcolítico (de hace seis mil años).

En las excavaciones del viejo castro se han encontrado restos pre-ibéricos, posiblemente fenicios (en torno al siglo VII antes de Cristo).

De la época íbera se han encontrado diversas láminas de plomo en el Grao con inscripciones aún no descifradas y los restos de un poblado en la zona de la Fuente de la Reina. En el entorno de la carretera a Almazora se han encontrado  abundantes fragmentos cerámicos ibéricos.

...........

De la época griega, en la geografía de Estrabón se indica la existencia de una ciudad llamada Castalia entre Sagunto y Tortosa situada en un monte coronado por un castillo con una fuente a sus pies. Varios historiadores creen que ese monte era el cerro de la Magdalena y la fuente el Molí La Font.

Desierto de las Palmas

 

Se llama “Desierto” porque los carmelitas descalzos llaman desierto a aquellos lugares solitarios y alejados de la población, a los que se retiran para dedicarse a la contemplación y la oración.

 

Se llama “de las Palmas” porque en la zona abundaban, los palmitos (Chamaerops humillis).

En la actualidad, oficialmente es un parque natural con más de 3000 hectáreas de extensión que ocupa zonas de cinco municipios: Castellón de la Plana, Benicasim, Cabanes, Borriol y La Pobla Tornesa.

Molí de la Font
El Molí de la Font es un manantial de agua dulce en el paraje de la Font de la Reina, a poco más de 4 kms. al noroeste del Castellón actual. Cerca de él se encuentran el Castillo de la Magdalena y la ermita de Sant Francesc de la Font.

En el camino Villamargo  se han encontrado restos arquitectónicos romanos y en 1892, Balbás  habla de que en el Castell Vell, se hallaron basamentos de columnas, monedas y sepulcros romanos. En excavaciones posteriores se encontraron restos romanos: tegulas, de las usadas en enterramientos, fragmentos de cerámica sigilata fechable en torno a los siglos II y III.

CASTELL VELL y ERMITA DE LA MAGDALENA
 

En la época musulmana, la población se distribuye por toda la Plana formando alquerías (pequeñas comunidades rurales o casas de labor con finca agrícola).

El Castell Vell fue la fortaleza defensiva de las alquerías musulmanas de la Plana

 

En el cerro de la Magdalena  se han encontrado 18 sepulturas musulmanas. Cráneos, esqueletos en posición de cúbito supino mirando al este (hacia La Meca), lo cual, es típico de los enterramientos musulmanes. Las 18 sepulturas están situadas a lo largo de una zanja de unos 25 metros de longitud. Restos de cerámicas, aparejos domésticos y muros de construcciones están datados entre los siglos XI y XIII.


El descubrimiento de la necrópolis musulmana en el Castell Vell confirma el origen musulmán de la fortaleza y que era la alcazaba defensiva de las alquerías musulmanas (Fadrell, Táxida, Almalafa...) diseminadas por toda la Plana.

Según diversos investigadores, el nombre de Castellón vendría de Castelló de Fadrell o castillo de Khadrell.

La estructura del castell que se observa actualmente se realizó en esta época. Se destruyó la construcción romana, de la cual, sólo quedan restos de ajuar doméstico.
Con El Cid, se conquistan los territorios hasta el río Míjares y el rey de Aragón Sancho Ramírez se proclama “Rey de Aragón, Pamplona, Sobrarbe, Ribagorza, Guelga, Oropesa y Castellón”. En 1094 su hijo Pedro I, abandona los territorios para protegerse de los musulmanes. De esta época, son los primeros documentos existentes en los que se hace referencia a Castellón con los nombres de  “Kastilgón”, “Castilgone ripa de mare” o “Castilion”.

En 1233, el rey Jaime I conquista los territorios castellonenses. Los musulmanes se subleban a mediados de 1247, pero fueron rápidamente sofocados y obligados a abandonar las tierras de la Plana para refugiarse en la Sierra de Espadán. El rey dona las tierras a los habitantes cristianos, que empiezan a interesarse por bajar a la Plana para cultivar las tierras que les habían sido donadas.

Los cristianos, en 1248, sin los permisos necesarios, comienzan a bajar para habitar las alquerías abandonadas de la Plana.

Posteriormente, en 1250, el rey otorga los permisos necesarios para la donación de casas y tierras en la Plana a los habitantes, estableciéndose el principal núcleo de población en la alquería de Benárabe.

La ciudad se funda en el lugar actual en el año 1252, cuando las personas que vivían en el Cerro de la Magdalena, se trasladan a la Plana, gracias al permiso otorgado por el rey Jaime I el 8 de septiembre de 1251​ mediante Carta Puebla otorgada en Lérida. El traslado se realiza el tercer domingo de cuaresma, celebrándose desde el año 1378, una romería desde la ciudad de Castellón hasta la Ermita de la Magdalena (romería de las cañas) que posteriormente ha dado origen a las actuales fiestas de la Magdalena, las cuales, han sido declaradas fiestas de Interés Turístico Internacional en 2010.

ROMERÍA DE LAS CAÑAS
 
Desde el año 1378, se celebra todos los años, el tercer domingo de cuaresma, para conmemorar el descenso de los habitantes cristianos del Cerro de la Magdalena a La Plana y fundar la actual ciudad de Castellón de la Plana.
La romería comienza en la Concatedral de Santa María en la Plaza Mayor de Castellón y termina en la ermita de la Magdalena a unos 8 Km de distancia.
En la Tornà, se regresa a la Concatedral pasando por la ermita de San Roc de Canet dónde se toca la campana, se realizan bailes populares y se toma un refresco. Luego se visita el convento de las Carmelitas descalzas de San José y la Residencia de la tercera edad de las Hermanitas de los Ancianos Desamparados.
A continuación se va a la Basílica de Lledó donde se realiza una celebración religiosa con el canto de "Els Gojos" y la Salve.
Por último, la Tornà entra en la ciudad por el Forn del Pla donde se celebra el acto de "las tres caigudes" desfilan los carros engalanados, la procesión de romeros y la procesión penitencial.
PLAZA MAYOR
 

En la Plaza Mayor de Castellón de la Plana se encuentran los principales monumentos de la ciudad: La concatedral de Santa María, el campanario de El Fadrí, El Ayuntamiento, El Mercado Central, la fuente luminosa central, La Policía Local, la oficina de información y turismo y en un lateral la Lonja del Cáñamo, lo cual, hace que sea el lugar más concurrido de la ciudad.

No obstante, su nombre, su función y los edificios que la delimitan, han ido cambiando a lo largo del tiempo.

Inicialmente se llamó Plaza del Mercado, pues en ella se desarrollaban las actividades comerciales y de abastecimiento. El 19 de marzo de 1813, pasa a llamarse Plaza de la Constitución. El 31 de diciembre de 1940, se le cambia el nombre por el de Plaza Vieja de España y el 14 de febrero de 1949 se acordó llamarle Plaza Mayor.

Todos los acontecimientos importantes de la historia de Castellón de la Plana se han celebrado en el recinto de la actual Plaza Mayor. Ha sido sede de corridas de toros, mascletás, altar, ofrenda de flores, espectáculos de todo tipo, manifestaciones...

Si bien el lugar, ha sido siempre el mismo desde la fundación de Castellón, sus componentes han ido cambiando con el tiempo. En el lugar actual del Ayuntamiento, se encontraba el primer Cementerio Cristiano, en el centro, donde ahora se encuentra la fuente, había un árbol de laurel.

En la Navidad de 1949 se inauguró el nuevo Mercado Central y se inició la urbanización de la plaza con un nuevo alumbrado y una fuente luminosa. El 25 de diciembre de 1953, se inaugura la iluminación de la fuente diseñada por el ilustre ingeniero Carlos Buhigas Sans. Trece años más tarde se encarga a Carlos Buhigas el proyecto de la gaiata de la ciudad y la comisión del sector de la Porta del Sol, el boceto y construcción de su gaiata.

La fuente de la Plaza Mayor, es un gran icono cultural de la ciudad, se le ha dedicado una canción y se celebran sus grandes cumpleaños.

PLAZA DE LA HIERBA
 
Anexa a la Plaza Mayor se encuentra la Plaza de la Hierba
Oficina de Información y Turismo del Ayuntamiento en el edificio Abadía
Puerta gótica norte de la concatedral de Santa María original.
No fue destruida en el año 1936.
EL FADRÍ
 

El FADRÍ

Torre campanario situada en la Plaza Mayor de Castellón al lado pero separado de la concatedral de Santa María. De ahí, su nombre. Fadrí significa "soltero" en valenciano y alude al hecho de estar sólo o aislado de la catedral.

Mide 58 metros de altura hasta la punta de la veleta, 41,5 m. a la terraza visitable. Su base es octogonal y tiene un diámetro de 26 metros.

Es uno de los principales símbolos de Castellón de la Plana.

Su construcción se inició en el año 1440 pero el 7 de junio de 1591 se produce un acuerdo municipal por el que se reinicia la fábrica del campanario partiendo del cuerpo de base edificado el siglo anterior. Las obras terminan en 1604.

Está catalogado como bien de interés cultural e inscrito en el Patrimonio Nacional y en el Patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana.

En la actualidad, tiene acceso libre de Martes a Sábado de 12 a 13 horas , los Domingos y Lunes está cerrado.

LA CONCATEDRAL DE SANTA MARÍA
(VARIAS VECES MUERTA Y RESUCITADA)
 

En 1960, una bula del Papa Juan XXIII creó la nueva diócesis de Segorbe-Castellón con lo que, la Iglesia Arcipestral de Santa María de la Asunción de Castellón de la Plana, fue elevada a la condición de Concatedral junto a la Catedral de Segorbe. Hasta esa fecha, Castellón de la Plana pertenecía a la Diócesis de Tortosa.

También se la conoce como Iglesia de Santa María la Mayor.

Su construcción se inició en el siglo XIII, pero los diversos acontecimientos producidos a lo largo de su historia hacen que, de la original iglesia gótica, sólo queden tres puertas de acceso y algunos elementos ornamentales.

Por diversos motivos, el templo se redujo a ruinas

pero afortunadamente siempre ha resucitado.

Está catalogada como Bien de Interés cultural e inscrita en el Patrimonio Nacional y en el Patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana.

Estado
en el que quedó
en 1936
ESTADO ACTUAL
EL PALACIO MUNICIPAL
 

Desde su construcción se han realizado varias ampliaciones y reformas. El Palacio Municipal actual, es un edificio exento de planta rectangular.

En la última reforma (2017), se ha restaurado la fachada y se han cambiado los sistemas de iluminación, climatización y anti-posado de palomas con el fin de eliminar los dispositivos no acordes con el estilo de la fachada y restauración de la piedra, puertas y ventanas. Siendo su aspecto actual el siguiente:
El edificio ha sido declarado Bien de Interés Cultural (BIC), si bien, únicamente se conserva con valor monumental, la primera crujía y los lienzos de fachada con que ésta se define exteriormente

Interiormente, el edificio cuenta con una planta baja y cuatro plantas superiores. Posee una escalera central que da acceso a las distintas dependencias.

SALÓN DE PLENOS
En el techo del salón de plenos, hay una alegórica pintura al fresco, que hace referencia  a la victoria local sobre las tropas carlistas, la cual, puede ser obra de Oliet o de Carbó.
Con el primer alcalde de la democracia, se derriban las ”casas de las ánimas” y se construye un nuevo edificio para albergar servicios que ya no tenían espacio en el Palacio Municipal.
El elevado número de funciones realizadas por el Ayuntamiento, ha hecho necesario la distribución de sus dependencias en otros edificios:
Casa Abadía, edificio Quatre Cantons, Edificio Menador, Auditorio y Palacio de Congresos, Palau de la Festa, Archivo Histórico Municipal, AMICS, Servicios Agrarios, Antiguo Cuartel de Tetuán, varias Bibliotecas y Museos, ...
EL MERCADO CENTRAL
 

Desde la Edad Media, Castellón tiene una gran tradición de ferias y mercados.

En una ciudad, los mercados simbolizan las costumbres y las maneras de ser y de consumir de sus habitantes. En la edad media, los comerciantes de los alimentos fundamentales para la población, se ubicaban en los puntos estratégicos de la ciudad. Las ciudades se construían en torno a su iglesia, su ayuntamiento y sus comerciantes.

Igualmente, el Mercado Central de Castellón está situado en la Plaza Mayor, junto al Palacio Municipal, el Fadrí­ y la Concatedral de Santa Marí­a conservando mucho del espíritu del Castellón inicial.

Un mercado es un lugar de encuentro y el Mercado Central no es una excepción, es un lugar lleno de historia, en el que se encuentran todo tipo de personas y de todas las edades para ver, comparar, comprar...  y para saludarse. Hoy en día, el Mercado Central, sigue siendo un punto de encuentro para muchos habitantes de Castellón y para muchos turistas que se acercan y se animan a comprar productos de la zona.
En la Plaza de la Pescadería y en la Plaza de Las Claras anexas al Mercado Central, hay numerosos bares, terrazas y restaurantes en los que se reunen los castellonenses y turistas para pasar un rato agradable.
Según la opinión generalizada de sus visitantes, es un mercado variado, de buena calidad y precios asequibles, con una buena relación calidad/precio.

El Mercado Central cumple 70 años en 2019.

El Ayuntamiento de Castellón ha aprobado su remodelación integral con cofinanciación de los Fondos Europeos de Desarrollo Regional (FEDER). Se desea transformar el Mercado Central en un espacio generador de nuevas oportunidades, sin renunciar a su papel tradicional como punto de encuentro social, de fomento de las relaciones entre personas y de apuesta por el comercio local y de proximidad.

Funciona de 7 a 20:45 horas de lunes a sábado en el edificio del Mercado Central de la Plaza Mayor. Domingos y festivos cerrado.

 
LONJA DEL CÁÑAMO
La Lonja del Cáñamo es uno de los edificios históricos más importantes de Castellón. Fue diseñada como un porche para el comercio (inicialmente venta de frutas y luego venta del cáñamo). Se inicia la construcción en 1606 pero las dificultades económicas hacen que no se termine hasta 1617. El edificio resultante, obra del arquitecto Francisco Galiança, era de estilo renacentista y tenía una base rectangular, una sola planta y dos fachadas abiertas similares (una en cada calle), que tenían dos grandes arcos apoyados sobre columnas toscanas y un escudo de Castellón entre los arcos de la calle Colón.

En 1792 el edificio está muy deteriorado y el Ayuntamiento vende a un particular el derecho a levantar un piso sobre la lonja a cambio de 200 libras y encargarse a perpetuidad del mantenimiento del edificio público. Además de levantar un piso, se integran las dos viviendas anexas. El resultado es que, el bajo es propiedad municipal y de uso público, mientras que el piso superior es una vivienda familiar de propiedad privada. 

En 1906, el Ayuntamiento vende la parte pública destinada a la lonja. El nuevo propietario también hace reformas.

A lo largo del siglo XX el edificio se va degradando y a princios de los años 90 se cierra y deja de usarse. En noviembre de 1999, la UJI compra el edificio para recuperarlo para la ciudad como centro cultural y educativo. Entre 2002 y 2005 el rector de la UJI, el vicepresidente del Consell y el alcalde de Castellón firman un convenio para asumir económicamente el coste de la restauración del edificio.

En la actualidad se destina a sede de la Universidad Jaume I en la ciudad y a las oficinas de la Sociedad de Amigos y Antiguos Alumnos de la UJI (Sauji) y además, se utiliza como centro cultural en el que se programan exposiciones, charlas, debates y cursos.

Es un edificio catalogado como monumento histórico-artístico
registrado en el Patrimonio Nacional
y Bien de Interés Cultural
registrado en el Patrimonio Cultural de la Generalidad Valenciana.
EL PALACIO EPISCOPAL
 
El Palacio Episcopal es un edificio de planta rectangular de estilo neoclásico construido a finales del siglo XVIII (1793) que conserva su estructura original. Se construyó a instancias del obispo de Tortosa fray Antonio José Salinas y Moreno que encargó las obras a Miguel Tirado.

La fábrica del edificio es de sillares de piedra y mampostería.

La fachada se divide en cuatro cuerpos. El inferior es un zócalo de piedra con los óculos del sótano. El entresuelo y el primer piso tienen balcones de arco segmentado, separados por una cornisa de piedra. En la parte superior hay un antepecho con frontón y un óculo en el cuerpo central, separado del primer piso por una gran franja a modo de friso. En el centro de la fachada está la puerta de entrada, con un marco de piedra de arco rebajado y pilastras encajadas que rematan con triglifos a modo de capitel.

Está catalogado como Bien de Interés Cultural

y figura inscrito en el patrimonio Nacional y

en el patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana.

El interior del edificio posee un núcleo principal (con un zaguán de entrada, un vestíbulo y una escalera) alrededor del cual se estructuran los dos cuerpos del edificio. El zaguán da acceso a las diferentes dependencias del semisótano y a dos escaleras laterales que dan acceso al entresuelo. Los peldaños de la escalera se decoran con azulejos de Alcora con temas vegetales.

En la planta principal se encuentran el salón, la capilla y el despacho; una zona con habitaciones privadas y otra zona destinada a los diversos servicios. El suelo de algunas salas posee una decoración alcoreña.

El piso superior es un desván sin ninguna división.

Situación: calle Gobernador 8 – 12003 Castellón

Tf: 964220066

Visitas concertadas. Acceso gratuito. de lunes a Viernes de 9 a 14 horas

EDIFICIO y MUSEO DE BELLAS ARTES
 
Los museos almacenan objetos y obras  que ayudan a conocer y comprender diferentes períodos históricos: q se hacía, como se vivía o como se pensaba en otros tiempos.

 

La exhibición de los distintos objetos se debe a la idea de que “el arte y la cultura deben ser accesibles a todo el mundo, cualquiera debe poder disfrutar de todos los elementos que han sido importantes a lo largo de la historia.

 

El Museo de Bellas Artes de Castellón es importante dentro de la provincia pues, almacena y expone objetos etnológicos que nos dicen como vivían y vestían sus antepasados o la importancia que tenía la religión. También contiene objetos arqueológicos de hasta 200.000 años de antigüedad, objetos cerámicos, pinturas y esculturas.

En 1845 se crea el Museo Provincial de Castellón gracias a fondos artísticos recibidos de la desamortización de conventos. Desde entonces, los fondos del museo han ido aumentando debido a la fusión con otros museos, donaciones, legados y depósitos y ha pasado por diferentes ubicaciones hasta que el 25 de Enero de 2001 se inaugura el museo actual de la calle Hermanos Bou.
El edificio actual diseñado por los arquitectos  Luis Moreno Mansilla y Emilio Tuñón  Álvarez ha recibido diversos premios y menciones:
       -Primer Premio del COACV, 1999-2000,  
        -Primer Premio FAD (Fomento de las Artes Decorativas)  Arquitectura  2001,
        -Finalista en la VII edición  del premio Mies van der Rohe
       -Finalista en la VI Bienal de Arquitectura Española.

Estructura del edificio

 

Alrededor de un claustro de un antiguo colegio ajardinado, se alzan cuatro grandes bloques:

  • Público (de cinco plantas con cinco salas de exposiciones permanentes, y una de exposición temporal).

  • Semipúblico (oficinas).

  • Trabajo (pabellones de restauración y arqueología).

  • Almacenamiento(sótanos).

También tiene una biblioteca, una sala de conferencias y un auditorio en el que se realizan diferentes obras culturales gestionadas por la sociedad Proyecto Cultural de Castelló, más conocida como Castelló Cultural.

Dentro del  edificio no hay pasillos, está formado por espacios amplios y abiertos.

La fachada exterior está revestida por unas placas de fundición de aluminio reciclado, en las que se graba “MUSEU DE BELLES ARTS”.

FONDOS DEL MUSEO DE BELLAS ARTES

Dispone  de  más de  14.000  piezas:

arqueológicas, etnológicas, numismáticas, pinturas,  esculturas y la cerámica valenciana de los siglos XVI al XIX. La exposición de cerámica cuenta con más de 800 piezas entre las cuales destacan las piezas fabricadas en Alcora, Ribesalbes y Onda.

Además, se exponen durante ciertos períodos de tiempo, algunas piezas de otros museos.

El museo, reúne en su colección, fondos procedentes de: el Museo Provincial de Castellón; la colección de arte de la Diputación Provincial de Castellón; donaciones de (Justo Bou Álvaro, Rafael Forns Romans, Hermanos Puig Roda-Alcácer, Juan Bautista Porcar, Juan Bautista Adsuara); legados (Francisco Esteve Gálvez y una serie de óleos de diez santos que pertenecían al taller de Zurbarán que han sido cedidos por el Real Convento de Monjas Capuchinas de Castellón) e incluso depósitos del Museo Nacional del Prado o Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía.

El Museo de Bellas Artes de Castellón

está catalogado como Bien de Interés Cultural

y figura inscrito en el patrimonio Nacional y

en el patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana.

 

El museo ocupa una manzana rectangular con unas dimensiones aproximadas de 63x113 metros, entre las calles Avenida de los Hermanos Bou, Prim y Martín Alonso.

Horarios: De martes a sábado de 10:00 a 14:00h y de 16:00 a 20:00.

Domingos y festivos que no caigan en lunes de 10:00 a 14:00 h.

Lunes cerrado.

Entrada gratuita.

LA MURALLA LIBERAL
 

Después de la fundación de la ciudad de Castellón en La Plana, fue refortificada y artillada a finales del siglo XIV. Durante las Guerras Carlistas, Castellón es partidaria de los liberales y se mantuvo fiel a Isabel II, por lo que fue sitiada en repetidas ocasiones por las tropas carlistas del general Cabrera.

Los tramos de las murallas que se conservan actualmente en Castellón, fueron levantados en el año 1837 para defenderse de las tropas carlistas, sobre las murallas medievales existentes, durante la primera guerra carlista.

En 1843, la reina regente María Cristina, otorgó a Castellón el título de ciudad, un nuevo escudo de armas y otros beneficios, en agradecimiento a su resistencia a los diversos asedios carlistas. En 1855 se derriban las murallas, pero se volvieron a levantar durante la II Guerra Carlista (1873-1874).
En 1882 se derriban de nuevo las murallas.

Los restos más importantes que se conservan están en la plaza de la Muralla Liberal. Se han encontrado vestigios en la plaza "Dolçainers de Tales" y en el solar del Espai d'Art Contemporani.

En el Aula-Museo de la Torre del AlÇaments de Castellón (aula-museo subterránea, con acceso por la Plaza de las Aulas) se encuentran los únicos vestigios significativos de la fortificación medieval de la ciudad: una sección de torre que corresponde a la base de uno de los portales del recinto amurallado de Castellón, datado en el s.XIV.

La Muralla Liberal

está catalogada como Bien de Interés Cultural,

y figura inscrita en el patrimonio Nacional

y en el patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana.

Desde 1945, las fiestas de la Magdalena son las fiestas grandes de Castellón. Hasta ese año, y desde el siglo XIX, la festividad de la ciudad se celebraba en julio para conmemorar la victoria del bando liberal en el asedio que sufrió la ciudad en 1837 por el Ejército Carlista del general Ramón Cabrera.

Estas fiestas, tenían como acto central, la procesión cívica que la Corporación Municipal celebraba el 7 de julio, para trasladar el pendón liberal de la ciudad (actualmente en el Museo Municipal de Etnología), hasta el monolito conmemorativo del asedio, ubicado en el paseo central del parque Ribalta. Este monolito fue destruido en 1938, tras la entrada en la ciudad del Ejército Nacional comandado por el general Aranda. El monolito se reconstruyó en 1983 y se recuperó la procesión cívica. En 1984, el Ayuntamiento decidió recuperar el único vestigio que se conserva de la muralla construida durante la Primera Guerra Carlista y crear la Plaza de la Muralla Liberal (llamada así porque, la muralla fue construida por los liberales castellonenses).

Niño en la fuente de la Plaza de la Muralla Liberal.

La escultura original fue robada en 2011 y vendida en el mercado ilegal para fundir el material.

En 2018 se instaló una copia de la original.

 

Plaza de la Muralla Liberal
12003 Castellón

Tf: 964220482

Acceso libre

ARCHIVO HISTÓRICO PROVINCIAL
 

El Archivo Histórico Provincial de Castellón fue creado por Orden Ministerial de 7 de noviembre de 1968 (BOE de 25 de noviembre de 1968) fue transferido a la Generalitat Valenciana por el Real Decreto 3066/1983, de 13 de octubre y gestionado siguiendo el Convenio entre el Ministerio de Cultura y la Comunidad Valenciana publicado en el BOE de 19 de enero de 1985.

El 10 de noviembre de 1997

el Archivo Histórico Provincial de Castellón

fue catalogado como Bien de Interés Cultural

Recoge los protocolos notariales de más de cien años de antigüedad así como la documentación histórica de las Audiencia Provincial y juzgados, de la Delegación de Hacienda y de toda la documentación histórica producida por los servicios provinciales de la Administración Central.

TORRE ALONSO
 

Las masías en las que residían los habitantes de las zonas de cultivo de la Plana Alta, sufrían a menudo el ataque de ladrones y piratas que llegaban por mar. Para que sus habitantes pudiesen refugiarse, se fortificaron las masías.

La Torre Alonso, está catalogada como torre de defensa de una masía. Formaba parte de un sistema de construcciones análogas para proteger a sus habitantes  que han desaparecido en su mayoría. Es la torre de defensa más antigua que se conserva de la zona. Está datada en el siglo XVI.

Ha sido declarada Bien de Interés Cultural, y figura inscrita en el patrimonio Nacional y en el patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana con anotación ministerial número R-I-51-0012332, y fecha de anotación uno de abril de 2009, según consta en la Dirección General de Patrimonio Artístico de la Generalidad Valenciana.

Consiste en un torreón de planta rectangular con almenas, muros de mampostería con sillares en las esquinas y una cubierta de tejas árabes.

La fachada principal se encuentra orientada al este con una puerta con dintel y jambas de sillería centrada en la fachada. En el primer piso hay una ventana sobre la puerta de entrada y en el segundo dos ventanas de mayor tamaño rematadas con arcos rebajados.

Pueden apreciarse también los restos del antiguo matacán que hubo en la cubierta. Tiene garitas redondas en dos esquinas opuestas.

Está situada en las últimas estribaciones del macizo del Maestrazgo, muy cerca de Castellón de La Plana, en la partida de Bovalar.

 

Dirección: Camí Molins, 12004 Castellón de la Plana

Visita: Libre. Interior no visitable.

PARQUE RIBALTA Y ENTORNO
 
Situado en la zona central de Castellón, el Parque Ribalta es el jardín más emblemático y representativo de Castellón, por su gran valor histórico cultural y por la riqueza botánica (más de 450 especies)  y edad de algunos ejemplares.
Forma parte del eje histórico-artístico formado por el Parque Ribalta, la plaza de la Independencia (con La Farola), la plaza de Tetuán (con el Edificio de Correos) y la calle Colón (con la Catedral).

Todo el conjunto fue declarado Bien de Interés Cultural con la categoría de Conjunto Histórico Artístico por el Ministerio de Cultura en el año 1981 y figura inscrito como tal en el Patrimonio Nacional y en el Patrimonio Cultural de la Generalitat Valenciana.

En la actualidad, en el parque se realizan un gran número de actividades culturales, de recreo y deportivas. Es un lugar idóneo para pasear, para el recreo, para relajarse o hacer ejercicio físico.

Se construyó sobre el solar del antiguo cementerio del Calvario, cuando en 1868 se inaugura el tramo de ferrocarril Valencia-Sagunto-Castellón. Entonces, el ayuntamiento considera oportuno, construir un parque próximo a la estación del ferrocarril para ofrecer a los viajeros del tren la sensación del poder económico de la burguesía agraria de la ciudad. Se dedicó al pintor Francisco Ribalta.

En 1876, el Ayuntamiento amplió el parque sobre unos terrenos con una superficie cuadrada de 200 m. de lado que inicialmente se llamó Parque de la Alameda, y posteriormente, Parque del Obelisco.

Su estructura actual es la siguiente:

En su interior y entorno se encuentran distribuidos numeros edificios, monumentos y esculturas que merecen un estudio detallado. (Ver Más Información)

Suscribo las palabras de Encarna Ballester Mir en su trabajo sobre el parque:

“Es un gozo pasear por el parque: se respira paz y tranquilidad, da igual la hora o la estación del año, se oyen los pájaros, se huele la vegetación y las flores, se ven los distintos colores según la estación, se ven paseantes, señores jugando a la petanca, niños jugando, jóvenes haciendo ejercicio o, simplemente, personas dialogando.

Es un parque espléndido, extraordinario, maravilloso, el orgullo de Castellón”.

 

Además, mi vivienda en Castellón está frente a la rosaleda del parque.

TOMBATOSSALS
(CASTELLÓN MITOLÓGICO)
 
En 1930, un propietario agrícola, Josep Pascual Tirado (1884-1937) basándose en antiguas leyendas y relatos populares, publicó en Castellón el libro "Tombatossals. Contalles de la tierra" cuyo protagonista es el gigante Tombatossals. En la obra de Pascual Tirado, los nombres y el planteamiento de algunos episodios coinciden, pero la similitud con las verdaderas leyendas es superficial.  
Tombatossals (Tumbamontes) es un  gigante bueno, hijo de las montañas Penyeta Roja y Tossal Gros, que con la ayuda de sus amigos Bufanúvols (Soplanubes), Cagueme (el voluntarioso), Arrancapins (el forzudo arrancapinos) y Tragapinyols (el escatológico) hace posible la fundación de la ciudad de Castellón de la Plana. En torno a Tombatossals, se han creado una serie de leyendas que lo han convertido en el símbolo mitológico de Castellón.
En Castellón existen varias esculturas, realizadas por el sevillano Melchor Zapata, dedicadas a los principales personajes del relato mitológico de Pascual Tirado, encargadas por la Comisión Organizadora de los actos conmemorativos del 750 aniversario de la fundación de Castellón de la Plana.
TOMBATOSSALS

Se encuentra en la avenida “Virgen del Lledó” en su intersección con la calle María Rosa Molas. Se realizó en 2001 e instaló en 2003 mediante placas de hierro trabajadas a martillo y oxidadas con el paso del tiempo. Mide 20 m. de altura y está considerada como la escultura de hierro más alta de Europa. Pesa unas 20 toneladas.

Se representa a Tombatossals totalmente desnudo.

ARRANCAPINS
Se encuentra en la rotonda de la calle Carlos Fabra Andrés. Fue realizada en 2006 utilizando la misma técnica pero está vestido y presenta unos rasgos más suaves. Es más pequeña que la de Tombatossals y presenta a Arrancapins arrodillado frente a un árbol que acaba de arrancar sobre un pedestal para darle más altura.
BUFANÚVOLS
Está en el cruce de las calles Carlos Fabra Andrés y Juan Herrera. Se realizó en 2010 y representa a Bufanúvols soplando para alejar o concentrar las nubes. Es la más pequeña (4 m. de alto por 3 m. de ancho) y pesa 3 toneladas. Realizada también con láminas de hierro, es de rasgos más suaves.
ÁRBOLES MONUMENTALES
DE INTERÉS LOCAL
 
El Ayuntamiento de Castellón, ha declarado como árboles monumentales de interés local, por sus valores (biológico, paisajístico, histórico, cultural y social para la ciudad), los siguientes:
OLIVERA DE LA PAU
Situada al final de la avenida Rey Don Jaime, fue plantada en su ubicación actual en 1984. Su edad es de más de 350 años; tiene una altura de 11 m.; a 1,30 m. del suelo, su tronco tiene un perímetro de 5,90 metros; su copa tiene 8 metros de diámetro.
FICUS DE LA PLAZA MARÍA AGUSTINA
Situado en la plaza María Agustina dentro de una gran maceta con los escudos en cerámica de los partidos judiciales de la Provincia de Castellón.  Fue plantado a principios de la década de 1930. Pertenece a la especie Macrophylla, y tiene una altura de 18 metros, un tronco de 4,55 metros de circunferencia a 1,30 m. de altura y una copa de 25 metros de diámetro.

Tanto el ficus como la olivera forman parte del catálogo de árboles monumentales y singulares de la Comunitat Valenciana y la Ley autonómica de Patrimonio Arbóreo Monumental los incluye dentro de la protección genérica consistente en:

acciones de cultivo, podas leves, tratamientos fitosanitarios y prácticas tradicionales para mantenimiento del árbol o recolección de frutos; actividades educativas, científicas y ecoturísticas si el estado fitosanitario lo permite; trabajos de conservación del árbol y su entorno en coordinación con la Consellería competente.

Como medidas de protección específica se establece un perímetro de protección de 22,5 metros (12,5 de copa más otros 10 de seguridad). Para actuar dentro de un radio inferior a 14 metros, se necesita autorización administrativa.

 
LA GAIATA
La Gaiata es el símbolo más importante de Castellón de la Plana durante las fiestas de la Magdalena. Rememora los  gayatos iluminados que, según la tradición, utilizaron los fundadores de la ciudad durante el descenso nocturno desde el cerro de la Magdalena hasta la Plana.

La esencia de lo que es una gaita puede resumirse en la frase “esclat de llum sense foc ni fum”. El artista gaiatero es libre para diseñar su obra. No obstante, hay tres elementos fundamentales a tener en cuenta en su diseño:

  • El gayato

  • La luz

  • El escudo de la ciudad

Los dos primeros, por la tradición fundacional de la ciudad. El tercero, para establecer que es algo característico de Castellón.

Si bien existe completa libertad para diseñar una Gaiata, por cuestiones estéticas se deben tener en cuenta ciertas proporciones: la anchura total del diseño debe ser la mitad que su altura.

Además, una gaiata debe poder desfilar, por lo que se tendrá un carro sobre el que se pueda construir la gaiata. El carro puede tener cualquier forma pero su altura no será mayor que un sexto de la altura total, la cual, será inferior a seis metros y la anchura no debe ser mayor de tres metros. Por último, el diseño debe ser estable tanto en posición de reposo como desfilando.

DIVERSOS TIPOS DE GAIATOS
Castellón de la Plana está dividido en 19 distritos gaiateros. Cada distrito dedica todo el año, a diseñar y planificar la construcción de su gaiata mayor y su gaiata infantil, para presentarlas el primer domingo de  las fiestas de la Magdalena, en un acto incluido en la Torná de la Romería de las Cañas. El lunes se realiza la Encesa de las Gaitas en la avenida del Rey Don Jaime en un acto espectacular de música y fuegos artificiales.
Cada año, existe un concurso para elegir las mejores gaiatas tanto infantil como la mayor. La gaiata elegida pasa a ser la Gaiata de la Ciudad hasta las próximas fiestas de la Magdalena y vuelve a exhibirse al año siguiente.
Cada Gaiata tiene su madrina y madrina infantil.

© 2020 Venancio Guntiñas Rodríguez 

Sígueme en mis redes sociales:

SITIO WEB SIN ANUNCIOS Y diseñado para ordenadores, tablets y móviles con pantallas Full-HD y Sistemas Operativos y Navegadores que soporten en su totalidad los lenguajes HTML-5, CSS3 y JavaScript.
  • White Facebook Icon
  • White Twitter Icon
  • White Instagram Icon
  • White YouTube Icon
  • White Pinterest Icon